Sostenibilidad ambiental destaca en Proyectos de Graduación 2019

Archivado en: Noticias EARTH
Fecha: 27 de noviembre de 2019

Como parte del cierre de la carrera, los estudiantes de cuarto año comparten con la comunidad EARTH, los resultados de sus Proyectos de Graduación. Este año se realizaron más de 70 proyectos en diferentes ramas relacionadas a la agronomía y en esta nota recopilamos enfoques de 3 de ellos enfocados en sostenibilidad ambiental:

Bambú como alternativa energética

Fotografía de mujeres jóvenes, sonriendo al aire libre. Atrás de ellas hay plantas

Jacqueline Nyawira (Kenia) y Tseganesh Sete (Etiopía)

Tseganesh Sete (Promoción 2019, Etiopía) y Jacqueline Nyawira (Promoción 2019, Kenia), realizaron su trabajo final orientadas en la búsqueda de soluciones para las mujeres en países africanos, sobre todo nómadas, que invierten gran cantidad de horas en la recolección de madera. Esta práctica es necesaria para calentar sus hogares o utilizar calderas. La inversión de tiempo no es la única problemática, sino los riesgos asociados, como la seguridad de las mujeres y niñas.

Las estudiantes desarrollaron pellets de bambú mezclado con hojas de piña y fibra de coco. Esta es una alternativa más sostenible y eficiente que la madera utilizada tradicionalmente. “En lugar de cortar árboles, estamos usando residuos agrícolas. El bambú se regenera cada tres o cinco años, entonces es más fácil producir y usar bambú. Asimismo, esta opción es más densa y cumple con las características necesarias para ser energía. Lo mezclamos con residuos y logramos una mayor eficiencia”, explica Tseganesh.

Su proyecto les ha permitido descubrir nuevas capacidades. “Yo veía el tema de energía lejano porque soy agrónoma y pensaba que no tenía la capacidad de conducir un experimento de este tipo desde cero, pero este proyecto me ha demostrado mis capacidades en la ciencia y como agrónoma”, menciona Jacqueline. Aunque el coco o las hojas de piña no sean encontradas en todas las regiones africanas, las estudiantes mencionan que estos productos pueden ser suplantados por otros disponibles en cada lugar.

Macetas para la optimización del agua

Fotografía de hombre jóven al aire libre, atrás un árbol.

Douglas Hernández (Ecuador)

Douglas Hernández (Promoción 2019, Ecuador) es un joven interesado en la hidroponía y la agricultura vertical. Esto le llevó a desarrollar una maceta de uso casero, principalmente para lugares con escasez de agua. Tras realizar encuestas a usuarios y una revisión de la oferta actual del mercado, determinó que las personas requieren macetas que les permitan tener plantas sin invertir mucho tiempo en su cuidado. Además, “las personas expresaron que quieren tener macetas y entender cosas básicas, como la humedad del suelo o la fertilidad, además de optimizar recursos”. Otro de los factores que tomó en cuenta fue el ambiental, ya que priorizó la necesidad de desarrollar un prototipo a partir de materiales resistentes y reciclables.

Este EARTHiano explica que su proyecto se puede adaptar a diversos negocios. Le gustaría que fuera un modelo en el que por la compra de un ejemplar, se done uno igual a zonas con problemáticas relacionadas al limitado acceso al agua. También menciona que lo proyecta como un sistema de macetas apilables en el que las personas puedan llegar a desarrollar agricultura vertical a pequeña escala. En este tipo de sistemas se aprovechan al máximo los insumos y recursos.

Biocarbón para el tratamiento de aguas residuales

Genny May Carrillo (Promoción 2019, México) y María Daniela Tun (Promoción 2019, México) dedicaron su Proyecto de Graduación a la producción de biocarbón a partir de residuos de piña como tallos y hojas, también conocido como rastrojo. El interés en esta área surgió por el protagonismo que tiene este producto en la economía costarricense y la preocupación por el medio ambiente. “Queríamos trabajar algo que tuviera un impacto positivo para el ambiente, darle uso a los residuos generados en este tipo de plantaciones y otorgarles un nuevo valor”, indica Genny.

Fotografía de dos mujeres jóvenes, al aire libre, detrás de ellas un árbol

Genny May Carrillo (México) y María Daniela Tun (México)

Las futuras agrónomas obtuvieron hojas de piña gracias a la colaboración de la finca Ojo de Agua, ubicada en las cercanías del Campus Guácimo de EARTH. Sometieron estas hojas a un proceso de pirólisis, que es la descomposición de materia orgánica a partir de altas temperaturas y en ausencia de oxígeno, permitiéndoles obtener biocarbón.

Más adelante, Genny y María Daniela realizaron pruebas del producto sin activar en agua. Realizaron filtros con botellas plásticas, algodón, arena, grava y en la parte superior colocaron el biocarbón. “Utilizamos dos tipos de rastrojo, uno con paraquat, que es un tipo de herbicida y otro sin ningún químico. Los resultados nos indicaron que en ambos escenarios se contaminaba el agua. Lo más sorprendente fue que el rastrojo con presencia del paraquat presentó menores niveles de contaminación”, explicó. Para las estudiantes fue una revelación y consideran que futuros estudios permitirían comprender mejor el impacto que pueden generar químicos como este y el uso de productos alternativos como el biocarbón para el tratamiento de aguas residuales. Asimismo, el proyecto les permitió demostrar el valor que tiene el rastrojo de piña y de otros cultivos para ser aprovechados y así disminuir su huella.

Las y los estudiantes de cuarto año demuestran su liderazgo enfocado en la sostenibilidad ambiental con sus Proyectos de Graduación. Desde diversas áreas procuran buscar soluciones innovadoras y efectivas a problemáticas generadas por la actividad humana, siendo éstas, oportunidades para un aprendizaje dinámico y participativo. Gracias al modelo académico de EARTH, durante alrededor de 35 semanas y con el acompañamiento de miembros de Facultad, los y las estudiantes ponen en práctica y desarrollan su conocimiento científico y técnico para implementar la agricultura sostenible y el manejo adecuado de los recursos naturales.